Historia y Arqueología Marítima

HOME

Indice  Anecdotas Marineras

Anecdotas y Tradiciones Navales

Más que oscuro

uente: A.Cecchini., 2013

 

The journey of life ends at some hollow land.

The roads are so awfully dark and too blur.

The night do seem so long as never to end

And that dreamed daylight appears too far.

Edges of the road slice our hopes like knife

But courage holds us against scary screams.

 En una gran ciudad, para experimentar la total oscuridad , hay que bajar al sótano y apagar la luz. Pero en Itajaí , en la década del 60 , de puro imprudente , me tocó vivir una situación en que no me veía ni las manos.

El buque donde yo revistaba como 1er.Oficial , operaba 4 horas de mañana , 4 de tarde y nada de extras. Supongo que mientras la agencia trataba de gestionar un flete de regreso. Frente a nosotros un despacho de bebidas y sandwiches.   Hacía calor, las noches eran aburridas. Me cruzaba para tomar una cerveza fresca o una guaraná champagne. Le pregunté a la dueña del barcito si me podía indicar algún lugar de onda . "SIM....EU VOU LEVAR VOÇE "     

Me pidió que volviera a la hora de cerrar .No estaba pensando bien las cosas , así sin averiguar más detalles, acepté el convite. La mujer puso candado y a partir de ahí , todo fue de mal en peor. Detrás de la casilla tenía una bicicleta . ¿UNA BICICLETA ?  Me quería volver ya ....pero había hecho rostro a bordo diciendo que me iba de farra .  Vió mi hesitación ; me alentó a sentarme atrás y sujetarme de ella.

Imagino la pregunta : ¿ ESTABA BUENA ?"   Francamente , sí , estaba .

 Arrancamos . En el muelle había  luz, pero en cuanto nos alejamos un poco el camino dejaba bastante que desear.  No estaba tan desierto como parecía ; de las malezas y laterales oscuros empezaron a escucharse voces aguardentosas sugiriendo que la dama tendría propósitos lascivos en relación a mi persona. A los cual ella redoblaba el pedaleo a la vez que replicaba a cada uno;" TUA IRMÂ "

La insté a regresar, que ya no era divertido , que me iban a moler a palos.   No hubo caso."CALMA ....COM HOMENS NAO BRIGAM "" ¿QUE CON HOMBRES NO PELEAN ??

Nos tragó la noche hasta que sentimos la música y luego las luces del local recomendado. Santa María Madre de Dios!   Seguramente la daban una comisión por cada incauto que arrimaba. La cucaracha más chica parecía un juguete a pila.   De la clientela , mejor no hablar. Aproveché que la dama fue a anunciar nuestra llegada para desaparecer a paso vivo. Salió a la puerta  y me empezó a llamar. Sonaba alarmada : "ALFREDO...ALFREDO...NAO FAÇA ISSO ...TEM QUE VOLTAR "

Pero seguí adelante , aunque a paso cada vez más lento. A medida que me alejaba del local, todo oscurecía. Camino de tierra . A ambos costados las sombras de las casas. Y luego finalmente ya no se vio nada. Cada tanto el temblor de una velita ...y los perros, maldición ! Muchos  perros ladrando a la vez.   Pensé : si dejan salir un sólo perro , estoy en el horno. Creo que lo que evitó que salieran a cueriarme y robarme , fue que "ellos" estaban más asustados que  yo, que no era poco.

Gente supersticiosa pensarían quizás que sólo un fantasma caminaría por ahí sin alumbrarse con una mísera linterna..    Mantuve una marcha lenta , ya no había velitas.  Noté que caminaba sobre pasto .  De golpe
tropecé con una mole peluda ...una vaca o algo. 

Miré las estrellas  y calculé: el muelle tiene que estar por aquel lado .  No me equivocaba; al rato la primera luz, luego pilas de tablones . Qué agradecido me sentí al subir esa vieja planchada.

Al otro día pasé la voz  : " SI ESA LOCA ME BUSCA, LE DICEN QUE NO VOLVÍ , QUE ME ESTÁN ESPERANDO"

 

Este sitio es publicado por la Fundacion Histarmar - Argentina

Direccion de e-mail: info@histarmar.com.ar