Historia y Arqueología Marítima

HOME

Indice  Anecdotas Marineras

Anecdotas y Tradiciones Navales

Hipocresía , flexión, praxis

 

Fuente:A. Cecchini, 2013

 Varios miembros del foro han aportado datos concretos y referencias ilustrativas sobre flexión, torsión,  esfuerzos, estructuras y quebrantos. 

A mi turno, voy a agregar comentarios desde la pura praxis. El Digesto Marítimo y Fluvial estableció las normas a las que deben ajustarse las embarcaciones y sus tripulantes  mientras naveguen en aguas de jurisdicción nacional.  Dudo que haya habido cambios importantes desde que firmé mi último desembarco.

TODA EMBARCACIÓN DEBE MANTENER COMO MÍNIMO DOS PIES DE AGUA BAJO EL CASCO.

Ningún armador, agente marítimo, capitán o práctico se siente obligado a respetarla. Les importa, sí, que las zonas donde el casco patine en el barro , haya agua suficiente como para no quedar varados. Pienso que un casco patinando sobre un fondo desparejo, sufre esfuerzos no previstos que alguna consecuencia efímera o permanente tendrán sobre la estructura.

Estoy seguro que mi empresa , "arreglaba" para conseguir fletes , pero ya estaba claro que en ningún  caso "incentivaba" a los prácticos. Que el capitán se arregle. Estando fondeado en Rada , esperando marea para ingresar a puerto Baires por el Canal Sur, recibí un telegrama pidiéndome explicaciones por mi demora . Contesté que debíamos cumplir artículo NN del Digesto , tanto yo como el práctico, delegado de la autoridad marítima.  Si hubiera sido un buque de Shell entrábamos como por un tubo.

EN EL PUERTO DE DOCK SUD ESTÁ PROHIBIDO MOVER LA HÉLICE  (  o accionar la máquina , el texto  exacto es lo de menos )

SIEMPRE  violamos esta norma , maniobrando en el Dock Sud.     Si algo sale mal , sumario por incumplimiento de la norma. Multa o lo que sea, según la gravedad del caso.  Hace poco , un partícipe del foro nos mostró al CYPRUS CEMENT  destrozando lanchas y yatecitos, en una maniobra incomprensible. Seguramente tenía práctico , pero primero le dan por la cabeza al Capi.

REGLAS INTERNACIONALES :
si disminuye la visibilidad hay que avanzar a una velocidad tal que permita detenerse en la mitad  del mar visible. O sea , si tengo dos millas , poder para en una. Entonces , si no veo ni la proa,  tendría que detenerme totalmente.  Esto sólo se cumple en navegación fluvial.

En resumen, hay una gran hipocresía vigente para que todos podamos seguir cobrando. El Armador debe ganar dinero ;  de allí salen impuestos que sostienen a la P.M. y los sueldos de los tripulantes . Si cumpliéramos  todas las normas , nos comen los leones.

 

Este sitio es publicado por la Fundacion Histarmar - Argentina

Direccion de e-mail: info@histarmar.com.ar